Sillas de escritorio: Recomendaciones de uso y mantenimiento | Homecenter
Asesoría, consejos y datos

¿Cómo usar y cuidar adecuadamente tus sillas de escritorio?

Elegir una buena silla de escritorio es fundamental para malas posturas. Igual de importante es saber usar y cuidar tus sillas para escritorio. Aquí te asesoramos para que uses y cuides tus sillas.


Saber usar, cuidar y mantener en buen estado las sillas de tu escritorio contribuye a que tengas una buena postura y asegura una larga vida útil. Aquí te ofrecemos una serie de consejos para saber cómo usar y mantener tus sillas en perfecto estado.

Recomendaciones de uso y mantenimiento







Consejos de uso


  • Párate al lado de la silla y ajusta su altura hasta que la parte superior del asiento quede justo debajo de tu rodilla.
  • Regula la altura para que al sentarte, el borde superior de la pantalla o monitor quede a la altura de tus ojos o un poco más abajo.
  • Tu cabeza y cuello deben estar en posición recta, los hombros se mantienen relajados y tus codos deben quedar pegados a tu cuerpo y doblados, para que tus brazos y antebrazos formen un ángulo recto.
  • Tus piernas deben quedar dobladas en un ángulo recto, y los pies apoyados en el suelo. Si no alcanzas, puedes usar un apoyapies, de preferencia regulable y antideslizante.


    Consejos de seguridad


    • Para un uso seguro de la silla de escritorio es fundamental respetar el peso indicado por el fabricante, y no sobrepasar esta carga.
    • No uses la silla para fines diferentes de los que establece el diseño, incluso subirte de pie sobre ella puede causar daños a su estructura y peor aún provocarte un accidente.


    Consejos de mantenimiento


    • Revisa y ajusta los tornillos cada cuatro meses, o más frecuente si le das un uso muy intenso a tu silla. Así evitas que con el movimiento se suelte un tornillo y se desprenda una de sus partes, con el riesgo de caerte mientras estás sentado.
    • Para que las ruedas se mantengan giratorias, y se desplacen suavemente hay que limpiar las hilachas y pelusas que se acumulan en ellas. Esta es una limpieza que hay que hacer todos los meses, sobre todo si la silla está sobre una alfombra.
    • Comienza la limpieza sacudiendo o aspirando el tapiz, fíjate de aspirar en la unión del asiento con el respaldo que es donde queda atrapado más polvo y pelusas. Si el tapiz es de ecocuero la puedes limpiar con un paño húmedo, si es de tela puedes usar productos especiales para textiles.



También te puede interesar:

Escritorios

Variedad para crear tu zona de trabajo como quieras

Las mejores soluciones para ordenar y optimizar tu escritorio

Cajoneras

Organización y distribución que optimiza tus espacios

Cajas, canastos y cajoneros

Variedad en colores, diseños y tamaños para organiza tus espacios

Archivadores y lockers

Más espacio y movilidad para guardar todo lo que necesites

Bibliotecas

Dale vida a tu hogar con los novedosos diseños que tenemos para ti

Teléfonos inalámbricos

Siempre conectado estés donde estés

Lámparas de escritorio

Decora e ilumina tus espacios de trabajo