Cómo blanquear el baño y dejarlo impecable | Homecenter

Cómo blanquear el baño con estos trucos caseros

Escrito por:

El equipo de redacción de Sodimac Colombia.

Febrero 17 de 2020

Deshazte de las incómodas manchas en los espacios de tu casa. ¡Sigue estas recomendaciones y aprende cómo blanquear el baño con 5 trucos caseros que trae Homecenter para ti!


La limpieza de nuestro hogar debe ser una prioridad siempre, pero la del baño aún más, ya que es un espacio donde se concentran una gran cantidad de gérmenes y bacterias.

¿Tu baño tiene manchas de color en algunas superficies? No te preocupes. ¡Sigue estos tips y aprende cómo blanquear un baño!

Cómo blanquear el baño con jugo de limón y vinagre

1. Jugo de limón con vinagre

¿Alguna vez escuchaste a tu abuela decir que el vinagre blanco tiene propiedades especiales? Pues estaba en lo cierto, el vinagre tiene la virtud de ser capaz de limpiar cualquier superficie y dejarla libre de bacterias.

Ahora, combinándolo con los beneficios del limón, no solo se potencia su factor limpiador, también deja un gran olor. Solo debes tomar una taza de vinagre, exprimir dos limones, mezclar bien y llevar a las superficies afectadas.

Este es un gran aliado para lograr cómo blanquear un baño. ¿Te animas a probarlo?

Cómo blanquear el baño con bicarbonato

2. Bicarbonato de sodio para blanquear el baño

Entre todos los consejos de la abuela, otro que también fue protagonista es el bicarbonato de sodio, ¡usado por ellas incluso para limpiar los dientes!

Ahora, si funciona en los dientes (porque funciona), imagina lo que puede hacer por tu inodoro manchado. Lo que debes hacer es mezclar media taza de agua, ¼ de taza de alcohol y dos cucharadas de bicarbonato de sodio.

Para aprender cómo blanquear el baño con bicarbonato, lleva la mezcla a la superficie afectada y déjala actuar por unos 20 minutos. Luego retira con un trapo limpio, enjuaga bien y tendrás un baño reluciente e impecable.

Cómo blanquear el baño con cloro

3. Cloro para desinfectar baños

Cuando una mancha es demasiado grande, fuerte o difícil de quitar, siempre recurrimos a un aliado infalibre: el cloro. Si probaste algunas de las técnicas anteriores y no surtieron efecto, puedes probar con este método.

El cloro por sí mismo es un desinfectante increíble. Sin embargo, es muy fuerte, por lo cual debe usarse con mucho cuidado y siempre bajo la supervisión de adultos.

Mezcla media taza de cloro y una taza de agua

¡Visita también nuestra sección de Proyectos e Ideas y descubre muchos más consejos que harán tu vida más fácil!.